Qué ver en Barcelona

La ciudad condal es la ciudad más moderna y cosmopolita de España, la más visitada del país y una de las más visitadas de Europa. Barcelona es una ciudad alternativa a orillas del Mediterráneo que recibió los Juegos Olímpicos del 92, que se abre al resto del mundo y es capaz de acoger a cualquiera venga de donde sea. Por eso también es uno de los destinos favoritos de universitarios y Erasmus. >> Guardar en Pinterest // Guía en PDF

Sus calles rebosan de arte y cultura, sus paseos son testigos de la historia y el modernismo de Gaudí y sus encantadoras calles soleadas son perfectas para una sesión de compras. El clima agradable y la brisa marina también atrae turismo para disfrutar de sus playas, su fiesta y con lo cerca que está de la montaña nos autorizamos a decir que esta ciudad lo tiene TODO, pero... quieres saber qué debes visitar en Barcelona? allá vamos:




1. La Rambla: es la calle más concurrida y popular de Barcelona, repleta de flores, terrazas, artistas y carteristas (ojo!). Es un paseo que conecta la plaza de Cataluña hasta la estatua de Colón con el puerto de Barcelona. Recórrela como un turista más, disfruta del talento y los disfraces de los mimos que encontrarás calle abajo e imagina las celebraciones culés cuando el FCBarcelona gana algún título.

2. La Plaça Catalunya: es la plaza más grande de Barcelona; céntrica y llena de vida y comercios. Punto de encuentro para turistas y locales, desde donde parten las avenidas más importantes de la ciudad y une el ensanche con la parte antigua. Desde la cafetería del Corte Inglés tendrás unas vistas privilegiadas a la plaza.

3. La Sagrada Familia: es el símbolo de Barcelona por excelencia y también de la arquitectura modernista de Gaudí. Aún sin terminar, es uno de los monumentos más visitados de España ya que por fuera es bonita, pero por dentro es preciosa. Su construcción comenzó hace casi 140 años y avanza cada año velozmente. Merece la pena visitarla también por dentro y si no sufres de vértigo te animo a subir a alguna de sus torres. >> Clica aquí para ver con detalle.

4. El Parque Güell: es otro de los lugares más característicos de Barcelona, diseñado también por Antoni Gaudí. Es un parque ajardinado enorme repleto de elementos modernistas que con sus mosaicos de cerámica de colores han inspirado a muchos otros parques y fuentes. El icono más fotografiado es la Fuente del Dragón, pero también las vistas que se obtienen desde allí.

5. Una ruta modernista: para descubrir el estilo arquitectónico que hace especial y única a la ciudad condal. Puedes recorrer el Passeig de Gràcia para ver la Manzana de la Discordia donde se encuentran varias casas modernistas, una detrás de otra (algunas obras de Gaudí) aunque puedes ampliar tu ruta por toda la ciudad para conocer el modernismo catalán a fondo.


6. El Barri Gòtic: es el casco antiguo de Barcelona y una de las zonas más bonitas y mágicas de la ciudad. Pasear por el Barrio Gótico es desconectar de la bulliciosa Barcelona y perderse entre tranquilas calles llenas de rincones románticos que te hacen retroceder siglos. No te olvides de fotografiarte en el Carrer del Bisbe y acabar haciendo unas compras en la animada Avinguda del Portal de l'Àngel.

7. Plaça Sant Jaume: aquí se encuentran dos edificios importantes de la ciudad: el Ayuntamiento de Barcelona y el Palau de la Generalitat de Catalunya. Situada en el corazón del Barrio Gótico siempre está repleta de vida y turistas que van de allá para acá, manifestaciones, bodas etc. Cuenta con cerca de 2000 años de antigüedad, pues ya existía en época romana y está rodeada de lugares y edificios de interés.

8. Catedral de Barcelona: también conocida como la Seu no es la Sagrada Familia pero te dejará también sorprendidx. Se encuentra en el Barrio Gótico y su fachada gótica del siglo XIV enamora a quien la descubre. La visita al interior también merece la pena para ver sus naves, capillas, la cripta y conocer las ocas del claustro. Como un viaje a la Edad Media.

9. Plaça Reial: escondida en la Rambla al bajar a la izquierda, da paso al Barrio Gótico y es una pequeña plaza porticada llena de palmeras y fuentes llena de vida, ideal para descansar tras un paseo por la Rambla o para visitar de noche, cuando el tránsito de turistas se convierte en gente joven y no tan joven que salen a cenar, tomar algo y alargar la noche.

10. Catedral del Mar: por fuera no llama tanto la atención como la Catedral, pero te recomiendo que no la pases de largo porque por dentro es una maravilla de la arquitectura gótica. Como cuenta la novela de La Catedral del Mar de Ildefonso Falcones, la catedral fue construida por los habitantes de los barrios cercanos al puerto, quienes en el siglo XIV sufrieron durante décadas. Esta novela le aportó bastante popularidad.


11. Palau de la Música Catalana: es uno de los auditorios más bonitos del mundo y un ejemplo perfecto de la arquitectura modernista catalana. Situado en una estrecha calle se levanta esa maravillosa fachada que ya hace presagiar esa fantasía de colores que encontraremos dentro. Un espacio colorido, alegre y mágico ideal para disfrutar de cualquier actuación.

12. Parc de La Ciutadella: es la zona verde de Barcelona y siempre se agradece algo de aire fresco. No es tan grande como los que vemos en otras ciudades pero el lago y su fuente monumental son dignas de fotografiar. Si continuas tu paseo hacia arriba llegarás al Arco del Triunfo de Barcelona, que se construyó para ser la entrada principal de la Expo Mundial de Barcelona en 1888.

13. La Boqueria: es el mercado de alimentación más concurrido y alegre de Barcelona. Su situación a la derecha de la Rambla hace que sea uno de los lugares más frecuentados (y masificados) por los turistas y llega a resultar molesto para clientes habituales que ya prefieren hacer la compra en lugares más tranquilos. Yo recomiendo a la gente que participe con alguno de los más de 300 puestos y se anime a picar algo: conos de ibéricos, batidos de fruta, etc.

14. Palau de Montjüic: una parada obligatoria en Barcelona es la zona de Montjüic y cobra un encanto especial gracias al gran palacio que descansa sobre la colina. Aquí se encuentra el Museo de Arte Nacional de Cataluña (MNAC) y alberga una de las mejores colecciones de arte románico del mundo. Si no te gusta el arte, al menos sube a contemplar una de las mejores vistas que hay a la ciudad de Barcelona.

15. Font Màgica de Barcelona: está situada justo delante del Palau de Montjüic y es la fuente más famosa y bonita de Barcelona (es enorme!). Un espectáculo mágico de agua, luces y música que durante décadas sorprende tanto a turistas como los propios barceloneses. Aquí se celebra la fiesta de Año Nuevo de Barcelona. >> Clica aquí para consultar las coreografías, calendarios y horarios.


16. Pa amb tumaca: hay veces en las que lo sencillo triunfa en el mundo y es el caso de este bocado tan clásico de la tierra. Solo se necesita una rebanada de pan tostado con un poco de aceite, sal y tomate restregado para deleitar el paladar de catalanes y turistas. Puedes pedirlo para desayunar, como entrante en la comida y cena o cuando te apetezca. Siempre sabe bien.

17. Fundació Joan Miró: es uno de los museos más visitados de Barcelona y es el espacio de referencia donde se exponen hasta 14.000 piezas de arte (entre dibujos, esculturas, pinturas, etc) del reconocido artista catalán Joan Miró; un gran referente de la abstracción. El espacio también se encarga de fomentar el arte contemporáneo en sus diferentes vertientes. Eso sí, o te encanta o lo odias.

18. Torre Agbar: es el rascacielos más representativo de la ciudad y con esa forma tan peculiar ha pasado a formar parte del skyline de Barcelona. El mejor momento para verla es por la noche cuando se ilumina su fachada con luces de colores dándole ese toque 'futurista' de otras ciudades. Es una pena que no se pueda subir.

19. Museu Picasso: aunque podemos encontrar obras y museos del artistas malagueño en diferentes ciudades, es el Museo Picasso de Barcelona el que alberga su mayor colección de obras ya una gran parte de su vida la vivió aquí. Cuenta con más de 3500 obras del artista y su juventud que ayudan a conocer y entender sus comienzos. La obra estrella es una de las famosas interpretaciones de las Meninas en tonos grises.

20. Crema catalana: el postre catalán por excelencia y uno de los más ricos que probarás es esta crema tan similar a las natillas hecha con huevo, pero lo mejor es la cobertura de azúcar tostada y crujiente que tiene encima. Su origen se remonta a la Edad Media y cuenta la leyenda que fue creada por un accidente al intentar espesar la crema de las natillas.



21. El Raval: lo primero que te vendrá a la cabeza es su mala fama, sin embargo sus callejuelas se están convirtiendo en uno de los barrios con más personalidad de Barcelona. Es un barrio multicultural y lleno de diversidad donde convive gente de infinidad de nacionalidades. Tiendas vintage, olor a especias indias, pequeñas tiendas pakistanís y grafittis es un ejemplo de lo que ofrece este barrio tan alternativo.

22. Hospital Sant Pau: esta es otra de las joyas modernistas que encontrarás en Barcelona y puedes visitar: un conjunto de edificios coloridos y fantásticos rodeados de jardines. A primera vista cuesta imaginar que se trata de un hospital y es que fue diseñado por Lluís Domènech i Montaner con la idea de crear un entorno agradable donde los pacientes se pudieran recuperar. 

23. Teleférico: es una forma diferente y única para conocer la ciudad de Barcelona desde el aire. Es una experiencia muy recomendable aunque no para bolsillos mochileros. El teleférico del puerto cuesta 11 € (solo ida) y el de Montjuic, que es el que me gusta, son 11,5 € ida y vuelta. La ida solo cuesta 7,8 € y la vuelta podría hacerse en bus y la experiencia aun sale más barata. Foto de Simon Weber

24. Paseo por el puerto: desde la estatua de Colón, el centro comercial Maremagnum o Salvatge Coffe. Disfruta de la brisa del mar y contempla Barcelona desde otro ángulo dando un paseo, tomando un helado o buscando el crucero más alucinante. Puedes llegar también hasta el Hotel W y subir a su terraza o sino...

25. Playas de Barcelona: la Barceloneta, San Sebastián o Somorrostro. No son las mejores playas del Levante, ni siquiera de Cataluña y además son artificiales pero es una opción para quien le apetezca darse un remonjón en verano o tomar el sol. Están bien equipadas y conectadas entre ellas por el paseo marítimo de La Barceloneta, El barrio también es una zona agradable y tranquila que nada tiene que ver con la agitada Barcelona.


Si conoces Barcelona o eres de allí seguro que echas en falta algo. Barcelona es una ciudad enorme y siempre hay algo nuevo que ver o hacer, pero con esta lista ya tienes para empezar. ¿Qué es lo que más te gusta de Barcelona? estoy deseando volver y seguir descubriendo cosas nuevas! ¿alguna sugerencia?

>> Guardar en Pinterest // Guía en PDF
>> INSTAGRAM <<


 También te puede interesar 

1 comentario:

  1. No se pueden perder en Barcelona el Palau de la música. Es extraordinario !!!

    ResponderEliminar